Facundo Jones Huala es liberado en Argentina y no será extraditado a Chile

El juez federal Guido Otranto determinó hoy la nulidad del pedido de extradición impulsado por la justicia chilena en contra del Lonko Facundo Jones Huala, que buscaba ser criminalizado por el proceso de defensa del río Pilmaiken. Jones Huala seguirá con prisión domiciliaria debido a que la justicia de la provincia de Chubut lo investiga por un caso de “usurpación” en el marco de una recuperación territorial en un conflicto con la multinacional italiana Benetton.

Triunfo mapuche en los tribunales argentinos. Esta tarde los cientos de militantes que acompañaban al Lonko Facundo Jones Huala celebraban el fin de la causa criminalizadora que buscaba extraditarlo a Chile. El Lonko fue acompañado durante el juicio por importantes figuras como el Premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel y una decena de personas que acamparon fuera del Escuadron de Gendarmería, donde se realizó el juicio.

La resolución de Juez Otranto anula el pedido de extradición y determina el traslado de Facundo desde la cárcel de Esquel hasta su casa, a la espera de la resolución de la causa por la supuesta usurpación de su comunidad en el proceso de recuperación que llevan adelante contra la multinacional Benetton, en la zona cordillerana de la Provincia de Chubut. Otros seis miembros de la comunidad están procesados por el mismo hecho aunque no cumplen con medidas precautorias.

Sonia Ivanoff, abogada defensora de Jones Huala destacó el rol del Lonko en el proceso; “Es mucha la emoción porque es mucha la presión. Armamos esto en conjunto con Facundo, no fuimos solo los abogados. Facundo es una pieza fundamental en nuestra estructura, nosotros hacemos nuestra parte y el hace lo suyo como Lonko”, señaló en Kalewche FM.

Facundo Jones Huala está imputado por la Fiscalía chilena por causas de incendio, infracción a la ley de control de armas y a la ley de extranjería, en el marco de la investigación por el incendio del fundo Pisue Pisue en Río Bueno, en enero de 2013. Durante el proceso judicial Facundo pasó a la clandestinidad y posteriormente retornó de manera ilegal a Argentina, mientras el resto de los defensores del Río Pilmaiken fueron absueltos por esta causa, con excepción de la Machi Millaray Huichalaf, que tuvo una condena simbólica de 31 días. La defensa del Lonko se centró en que la causa iniciada en Chile se basaba en una criminalización política y por tanto no es extraditable.

Fuente: www.eldesconcierto.cl

No hay comentarios